Fachada del Ayuntamiento de Alicante años 20.

Mamporros en el Ayuntamiento

Recorrido por la vida social y política del Alicante de 1923, así como de los hechos internacionales más destacados. Nace el Ateneo, muere Sorolla y en el ayutamiento hay trifulca por contratación ilegal donde los concejales llegan a las manos.

Un abanico, Alicante y Fernando VII

De cómo un abanico, objeto de pago por favores reales, acaba en Alicante...Infidelidades, conspiraciones y asesinatos, un folletín de la España de principios del siglo XIX, una historia silenciada que Benjamín Llorens recupera en "Contrastes". 

Pobres gatos

Ya en 1923, la vida alicantina sigue su curso con el Teatro Principal, el cine y las pistas de baile como centros de ocio cultural. También la actualidad política se deja sentir con la visita de líderes republicanos y se bautiza la avenida del general Marvá con el nombre del insigne ingeniero y militar.

Y por fin, ¡nuevo Mercado!

En el otoño de 1922 Alicante se dispone a celebrar el 12 de octubre, día de la Hispanidad y poco después inaugura su Mercado Central, iniciado once años antes. También comienza su andadura deportiva el Hércules CF y a nivel internacional Mussolini afianza el fascismo en Italia. Nos lo cuenta Benjamín Llorens en "Contrastes".

LOS FELICES AÑOS LOCOS. 1922. Largo y cálido verano del 22

Los días estivales de 1922 pasan tranquilos en la ciudad entre competiciones nacionales de natación y fiestas de verano, estampa idílica que rompe con el descontento popular y la agitación sindical que se vive a nivel nacional. Benjamín Llorens da cuenta de aquellos días en una entrega más de su serie "Los felices años locos", en Contrastes. 

El Meló en el Olimpo de nuestra memoria

Última entrega de la biografía del mítico corredor de fondo alicantino José Morant "El Meló". Benjamín Llorens hace un repaso a sus años de gloria y relata como, aún con décadas a sus espaldas, sigue superando retos hasta que termina retirándose como vigilante nocturno.

La apoteosis del Meló

Nuevo capítulo de las gestas del corredor alicantino José Morant Fuentes "El Meló" de los años 20, cuando se convirtió en un fenómeno nacional al completar el desafío Alicante-Madrid por etapas. Benjamín Llorens lo recrea con recortes de periódicos y fotografías de la época. 

El Meló, una leyenda alicantina

Sin los medios actuales ni la profesionalización del atletismo tal como lo conocemos hoy día, hace casi 100 años que José Morant Fuentes, alias "el Meló", hizo historia por su resistencia y velocidad en las grandes carreras. Los periódicos de la época se hicieron eco de sus gestas y en la conciencia colectiva anidó el dicho "corres más que el Meló". Benjamín Llorens nos acerca su historia.

El pintor alicantino Emilio Varela trabajando.

CONTRASTES / LOS FELICES AÑOS LOCOS. 1922. Alicante campeón de España.

Llega el verano de 1922 y el pintor alicantino Emilio Varela expone en Madrid, y es reconocido en París. Los balnearios concentran la vida social diurna y las fiestas de San Juan se celebran en la playa, con las tradicionales cenas nocturnas. Los regatistas alicantinos triunfan en España a las órdenes del mítico timonel César Porcel y el Hércules debuta como conjunto local en el recién estrenado deporte del foot-ball...Nos lo cuenta Benjamín Llorens. 

CONTRASTES / LOS FELICES AÑOS LOCOS. 1922. El tren que nunca llegó

Repaso a los primeros seis meses de 1922 en la prensa de la época, donde podemos ver que ya entonces se reivindicaba el tren Alicante-Alcoy, todavía hoy inexistente. Competiciones deportivas, procesiones cívicas y la puesta en marcha de la escuela modelo, otros aconteceres de la vida social de entonces. 

Garrote vil utilizado en las ejecuciones.

LOS FELICES AÑOS LOCOS. 1922. A garrote vil

Comienza 1922 y las noticias de los diarios alicantinos se hacen eco de la nueva obra de Arniches, hijo predilecto de la ciudad,  dedicada a su ciudad. Se inauguran las obras de la nueva cárcel de Benalúa, y la sociedad es sacudida por la ejecución de un reo por el garrote vil en la ciudad de Alicante, la primera pena capital en 31 años. 

LOS FELICES AÑOS LOCOS. 1921. Fiestas sin Hogueras

El verano de 1921 fue especial en la ciudad de Alicante: sus calles y comercios se engalanaron para celebrar las fiestas de estío, y toda la ciudad participó en su financiación. Benjamín Llorens nos acerca los pormenores de cómo transcurrieron los festejos, muy celebrados y participativos.